El primero de los seis episodios de la serie “Música por la Ciencia” se presentará el martes 10 de mayo a las 23 horas por Televisión Pública y describe cómo durante la pandemia surgió esta inédita alianza, cristalizada en la creación de la Fundación por la Ciencia, la cual se propone promover un proyecto educativo-artístico-científico. 

(Agencia CyTA-Leloir)-. El próximo martes 10 de mayo, a partir de las 23 horas, Televisión Pública emitirá el primero de los seis episodios  de la serie “Música por la Ciencia” que retrata la inédita alianza entre músicos e investigadores para difundir el trabajo científico en la Argentina. Mirá el tráiler: https://www.youtube.com/watch?v=uJX97ERSLhQ

Después de iniciada la pandemia, la cantautora y bajista Clara Cantore se enteró del trabajo contra reloj de científicos y científicas de Argentina para aportar herramientas útiles para enfrentar el nuevo coronavirus SARS-CoV-2.

“Cómo estábamos todos aislados, sin poder darnos un abrazo ni interactuar, los músicos encerrados sin poder dar conciertos y los científicos encerrados en su laboratorio trabajando, decidí expresar mi apoyo a Andrea Gamarnik y a su equipo de la Fundación Instituto Leloir (FIL) enviándoles una canción de forma virtual. Sabía que estaban desarrollando lo que sería el primer test serológico argentino para COVID-19  y quería con mi arte acompañar esa entrega”, recuerda Cantore, quien interpretó la canción desde Unquillo, en Córdoba.

Ese gesto fue el punto de partida de una alianza que fue creciendo. Se fueron sumando más músicos como Sandra Mihanovich, Juan Carlos Baglietto, Lito Vitale, Pipi Piazolla, Eruca Sativa, Nahuel Pennisi y  Juanchi Baleirón entre tantos otros, quienes empezaron a tocar y cantar a los científicos de distintos puntos del país, primero de forma virtual, y después en sus propios laboratorios.

“Por un lado nos sentimos acompañados recibiendo música en los laboratorios, pero luego nos dimos cuenta que podíamos generar un espacio colaborativo entre músicos y científicos para comunicar a la sociedad todo lo que íbamos aprendiendo sobre la pandemia. Así se abrió una nueva puerta, la de los laboratorios. Mientras armamos redes colaborativas de científicos y personal de salud para enfrentar la pandemia, con el proyecto ‘Música por la Ciencia’ abrimos ese canal para compartir la información que se iba generando en los laboratorios. Las preguntas eran compartidas: ¿Cómo funcionan las vacunas? ¿Cuándo y cómo aplicarlas? ¿Qué son las variantes del coronavirus? ¿Cómo surgen?  ¿Por qué la vacunación masiva es importante? Esas preguntas que nos hacíamos todos tenían respuestas que se iban contestando en tiempo real, por eso era tan importante compartirlas”, destaca Gamarnik, investigadora del CONICET en la FIL.

“Nos interesaba que la sociedad contara con herramientas para entender la emergencia sanitaria que estábamos atravesando”, agrega.

A partir de este encuentro, músicos y científicos comenzaron a generar un lenguaje común que llevó a la creación de la Fundación por la Ciencia, un proyecto científico, artístico y educativo para visibilizar a la ciencia como herramienta para crear un mundo mejor.

“Nos proponemos crear un espacio de trabajo interdisciplinario donde artistas y científicos formen una plataforma de trabajo conjunta, inédita, con el fin de promover tanto el desarrollo científico-tecnológico como su comunicación y popularización”, destaca Cantore, una de las artífices de la Fundación.

“En la primera parte del proyecto nos hemos centrado en difundir a través de la música el trabajo de los científicos y científicas durante la pandemia. Pero a largo plazo nos proponemos, entre otras cosas, usar otras estrategias comunicacionales atravesadas por el arte para promover el desarrollo de una ciencia nacional, con impacto local, donde se priorice la generación de conocimiento y de herramientas para el control de enfermedades infecciosas desatendidas que persisten en poblaciones marginadas, incluyendo zonas rurales y barrios suburbanos vulnerables”, añade la música.

“Lo maravilloso del proceso es que ahora músicos y científicos logramos crear un espacio de trabajo colaborativo donde los procesos creativos artísticos se cruzan con los procesos creativos que nos llevan a generar nuevos conocimientos científicos”, destaca Gamarnik.

En cada uno de los seis episodios que se emitirán por TV Pública, diversos y reconocidos artistas compartirán una canción dedicada a un equipo de investigación y, así, se dará a conocer a través del arte el trabajo científico que se fue desarrollando durante la pandemia y que sigue vigente hoy en nuestro país.

La viróloga molecular del CONICET y del Instituto Leloir, Andrea Gamarnik (izq.), con las destacadas músicas Sandra Mihanovich y Clara Cantore.

Lito Vitale, otro de los grandes músicos que van a los laboratorios a interpretar sus canciones.

La científica Andrea Gamarnik (izq.) y la cantautora y bajista Clara Cantore con una maqueta del nuevo coronavirus en una de las escenas de la serie “Música por la Ciencia”.